Archivos Mensuales: noviembre 2012

Evitar la ruptura en una relación de pareja

Dentro de las relaciones de pareja, un fin que siempre es deseado por la gran mayoría, es tener una relación donde predomine la felicidad y que esta dure el mayor tiempo posible. Solo si te has enamorado de alguien que te corresponda (que tiene objetivos y aspiraciones similares a ti), no caigas en el error de no cuidar la relación y acomodarte con el paso del tiempo, pues solo se tendrá el fracaso o ruptura en la relación. Es muy importante tener en cuenta que ir detrás de alguien que no te corresponde o te hace daño solo te aportara sufrimiento, es así de simple y no hay que darle mas vueltas, en este caso lo mas sensato es alejarse de esa relación inadecuada.

La fase del enamoramiento, es ese estado emocional invadido por la alegría, en el que los individuos se idealizan, no dura eternamente. El paso del tiempo, la monotonía, la convivencia desgasta muchas relaciones y en muchos casos el amor del principio se ve esfumado. Es importante no dejar que nos suceda si realmente queremos tener una bonita y duradera relación.

La clave para mantener la pasión en pareja es ante todo, la voluntad de ambas personas de luchar para que la relación sobreviva. Para ello existen tres elementos básicos que son el deseo, la ternura y la amistad. Cada una de estas partes es primordial en el desarrollo del amor verdadero y es imprescindible tanto para el comienzo del enamoramiento como para posteriormente una relación basada en la afinidad y en el amor.

A continuación te muestro algunos consejos para evitar que una relación se enfríe y llegue a terminarse.

Luchar por conservar lo que se tiene
Cuando logramos algo importante en nuestra vida ya sea material. De ámbito laboral como en el amor, nadie nos garantiza que será para siempre. De cada uno depende el querer conservarlo, mejorarlo y ante todo, disfrutarlo. De lo contrario, todo aquello por lo que en su día luchamos por tener tarde o temprano se nos será arrebatado.

El futuro se construye del presente
Un árbol nunca llegara a ser hermoso si no se cuida día a día. Así para evitar una ruptura, hay que mimar y cuidar la relación cada día, para que sea sólida y hermosa. Jamás se debe bajar la guardia, pues lo que parece hoy una planta resplandeciente, mañana te la puedes encontrar mustia.

Demostrar el cariño no solo con palabras, sino con hechos
Con pequeños detalles como dar un masaje antes de dormir, hacerle la comida de vez en cuando, etc. Pensar en aquellas cosas que pueda hacer feliz a tu pareja.

Comunicación
Es importante interesarse por las preocupaciones, ilusiones y problemas de tu pareja. Tus consejos, ternura y sobre todo el saber que se escucha con interés hace que la relación sea más hermosa y feliz. No sentirse escuchado es no sentirse querido, por tanto escuchar a tu pareja como si no la conocieses aviva la llama de la relación.

Confianza
Deja de un lado los celos que son una forma de obsesión y es fruto de la inseguridad, la desconfianza o la baja autoestima, que conlleva a situaciones que no hacen feliz a nadie. Por tanto es importantísimo tener cada uno su espacio de intimidad para conseguir una relación sana.

No analizar constantemente un pasado doloroso
No tiene sentido hablar del pasado para recalcar aspectos negativos del otro. El pasado “pasado esta”, si quieres que una relación funcione no hay que revivir los problemas del pasado sino aprender de los errores, e intentar mejorar y seguir adelante.

Evitar la rutina en su sentido amplio
Pues se convierte en aburrimiento que debería ser cariño y amor. Añade novedades, sorprende a tu pareja con algo inesperado.

En definitiva lo más importante es saber valorar, cuidar y mimar lo que tienes para que la relación se mantenga hermosa, sólida y duradera. No caigas en el error de muchas personas de valorar lo que se tenia cuando ya lo has perdido, por que entonces quizás ya sea demasiado tarde.

Anuncios